Dedicatoria

Del C1 Resource Pack (2016)

A mi madre, a quien gritaban “puta” por la calle en el Madrid de los sesenta y setenta porque llevaba pantalones (vaqueros), y a pesar de ello, tuvo el valor de seguir su criterio, no dejándose intimidar por las personas violentas.

A mi madre, a quien llamaron “mala madre” porque trataba a su hija como si yo fuera una persona, no sólo una niña. A los 10 años me propuso viajar un año al extranjero para aprender inglés, y buscó a una amiga en Australia para que me recibiera, mientras yo, profundamente emocionada por la gran aventura que iba a vivir, apretaba los ojos fuerte para desear que la amiga viviera junto a una comunidad aborigen.

—Siempre podrás ganarte la vida –me dijo, cuando volví bilingüe y capaz de estirarme sola para alcanzar la luna.

Siempre tan generosa, valiente y lúcida.

A mi madre, por pertenecer a la saga de personas anónimas cuyas vidas han tenido un profundo impacto en lo mejor que tenemos las sociedades hoy, que hizo la vida de quienes la encontraron más amable, divertida, interesante, buena, mientras abría brechas de luz a la tenebrosa y cruel dictadura, caminos por donde pasaríamos luego tantas y tantas personas.

You can leave a reply here!

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s